Conoce el proyecto inmobiliario que logró financiarse en solo 4 horas

156 inversionistas de 100 Ladrillos lograron capitalizar la Torre Bernardo Quintana en Querétaro en tan solo 4 horas gracias a su plataforma de crowdfunding inmobiliario.

·                     La fintech jalisciense refuerza su compromiso de democratizar los bienes raíces en Querétaro, así como en toda la República Mexicana.

¿Quién no ha soñado alguna vez con vivir de sus rentas? Para la mayoría de nosotros, el adquirir un bien inmueble, como un edificio de oficinas o una bodega comercial, puede sonar como un sueño inalcanzable, pero la plataforma de crowdfunding inmobiliario 100 Ladrillos lo hizo una realidad. Ejemplo de ello es el caso de la Torre Bernardo Quintana en Querétaro, que fue financiada por 156 mexicanos en tan solo cuatro horas, y cuyos inversionistas pueden disfrutar hoy de los beneficios de ser dueños de una porción (o Ladrillo) de esta propiedad: desde recibir su retorno anual de inversión en rentas, hasta generar plusvalía a largo plazo.

Para 100 Ladrillos, cuyo objetivo es transformar la industria inmobiliaria en México para que cualquier persona pueda adquirir participaciones de bienes inmobiliarios, es sumamente importante que el tipo de propiedades que ofrezcan sea del nivel más alto de calidad y que tengan el menor riesgo posible para que sus inversionistas puedan disfrutar realmente de todos los beneficios que conlleva el financiamiento de una propiedad. Para asegurar esto, actualmente ofrecen tres tipos de activo: bodegas industriales, pisos de oficina y locales comerciales y vivienda institucional.

La Torre Bernardo Quintana es una propiedad que cumple con todos los filtros de calidad que evalúa 100 Ladrillos, lo cual la convirtió en una excelente oportunidad de inversión. Se trata de un desarrollo de usos mixtos que incluye: locales comerciales, oficinas y un hotel, que además está ubicado en una de las zonas con mayor proyección económica de Querétaro y fue diseñado con altos estándares de calidad, funcionalidad y sustentabilidad. Sumado a esto, se trata de una propiedad terminada y que además ya cuenta con el inquilino ideal: una reconocida empresa internacional con un contrato de renta a largo plazo.

De manera adicional, una particularidad que le dio valor a este caso fue su ubicación en la ciudad de Querétaro. Si bien 100 Ladrillos tiene la visión de ofrecer propiedades en toda la República Mexicana, Querétaro es una ciudad que ha tenido un crecimiento importante en los últimos años, es un hub industrial que resulta atractivo para que muchas empresas establezcan sus corporativos ahí y además cuenta con buena calidad de vida para sus habitantes.

Todas estas características, en conjunto, ayudaron a que en menos de un día se lograra financiar esta propiedad, pero ¿cómo llegó esta increíble oportunidad a oídos de personas a lo largo y ancho de la república mexicana? El secreto está en la comunidad de asesores expertos de 100 Ladrillos, que guían a sus inversionistas, ya sean principiantes o experimentados, para que encuentren la propiedad ideal para invertir, adaptándose al presupuesto, necesidades e intereses de cada uno.

En el caso de la Torre Bernardo Quintana, se estima que aproximadamente más del 50% de los inversionistas que participaron en la campaña de fondeo ya tenían experiencia previa invirtiendo en 100 Ladrillos y tienen confianza en su modelo, lo cual también les aseguró tener un acceso exclusivo a descuentos de lanzamiento. Aunque el resto de los inversionistas eran principiantes en el uso de esta plataforma, tuvieron la misma oportunidad que el resto de invertir en un activo de muy alta calidad gracias a la mentoría y atención de los asesores de 100 Ladrillos.

“Lo más valioso de proyectos como éste es que demuestran que juntos podemos democratizar los bienes inmuebles en México. Aunque sin duda existen inversionistas con las posibilidades de financiar este proyecto por sí mismos, lo que permitió 100 Ladrillos es que, no solo una sino 156 personas de distintos estados, posibilidades económicas e intereses, se lleven los mismos beneficios al adquirir una porción de un activo de esta calidad,” expresó Iván Carmona, cofundador de la plataforma, sobre lo que hace diferente al modelo de 100 Ladrillos.

El ticket promedio de inversión para la Torre Bernardo Quintana fue de $46,000 pesos mexicanos, aunque se hicieron inversiones desde montos desde $10,000 pesos hasta cantidades de aproximadamente $400,000. Los 156 inversionistas de esta propiedad recibirán aproximadamente entre un 7% y 8% de rendimiento en rentas durante el primer año, tomando en cuenta un incremento de renta anual con base en la inflación y sin tomar en cuenta la plusvalía que puede ser arriba del 6% anual estimado. Aunque este porcentaje pueda parecer pequeño a simple vista, representa un gran beneficio a largo plazo que, además, es considerablemente mayor que el rendimiento que puedas conseguir de otro tipo de inversiones bancarias.

Este caso de éxito en Querétaro demuestra todas las posibilidades y presupuestos a los que se adapta el modelo de 100 Ladrillos, quien reafirma su compromiso por democratizar la industria inmobiliaria en México para que sea más accesible, fácil y rentable, acercando estas oportunidades a millones de mexicanos para que puedan comenzar a construir su patrimonio desde ahora y puedan planear el futuro de sus sueños. Sin duda el éxito obtenido con esta propiedad marcará la pauta para más oportunidades como esta en el resto del territorio mexicano, abriendo las puertas para que cada vez más personas logren hacer inversiones inteligentes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *