vie. Jun 14th, 2024

IKEA implementa acciones en pro del planeta

  • 51% de la energía consumida en las operaciones de IKEA a nivel mundial -tiendas, oficinas, almacenes, fábricas y resto de las instalaciones- es renovable.
  • La marca sueca busca que, para 2025 el 100% de la electricidad que emplea sea renovable y que para 2030, el resto de la energía consumida por la compañía (calefacción y refrigeración), también lo sea.
  • En 2015, IKEA fue la primera marca en eliminar las bombillas incandescentes de su gama para introducir dos bombillas LED: LEDARE y RYET.

Ciudad de México, a 30 de mayo de 2024.– IKEA sabe que para inspirar e impulsar a que la mayoría de las personas puedan vivir un mejor día a día dentro de sus hogares, es necesario un equilibrio con el medio ambiente, de esta forma incorpora en su cadena de valor medidas para reducir su impacto ambiental, con lo cual abona a uno de sus principios fundamentales: cuidar al planeta.

En abril de 2021 se anunció el lanzamiento de la estrategia que tiene como propósito garantizar que la electricidad utilizada por los proveedores directos de la firma sueca sea 100% renovable; es por ello que las operaciones de IKEA a nivel mundial – tiendas, oficinas, almacenes, fábricas y el resto de las instalaciones – será totalmente renovable para 2025. La empresa de origen sueco especializada en muebles y decoración para el hogar contempla que, para 2030, el resto de la energía consumida, incluyendo calefacción y refrigeración, también lo sea.

Como ejemplo de ello, la tienda IKEA Oceanía cuenta con 570 paneles solares, que abastecen de energía solar a toda la estructura, además de contar con la certificación LEED (por sus siglas en inglés) que se refiere a Liderazgo en Energía y Diseño Ambiental, y se otorga a edificios o espacios que demuestran cumplimiento tanto con requerimientos obligatorios establecidos por altos estándares internacionales, así como por la incorporación de mejores prácticas encaminadas a la reducción del uso de los recursos.IKEA-870x600.jpeg

En cuanto a su oferta de producto, desde 2011, las bombillas LED de bajo consumo de IKEA han sido una pieza fundamental de su cometido para reducir su huella ambiental. Estas pueden llegar a consumir hasta 85% menos energía que la iluminación incandescente y durar hasta 25 veces más; con una vida útil aproximada de 20 años, evitando la necesidad de cambiarlas con frecuencia y cuidando de la salud, pues a comparación de las bombillas clásicas, el LED no contiene mercurio.

De acuerdo con datos compartidos por la Organización de las Naciones Unidas, ONU, la iluminación representa el 20% del consumo global de electricidad, el 6 % de las emisiones de CO2 globales, además de que la iluminación es la mayor demanda de la energía en casa. Por ello en 2015, IKEA decidió eliminar por completo los focos incandescentes de su gama, introduciendo los modelos de bombillas LED LEDARE y RYET, que, además de ser energéticamente eficientes, también buscaban ser asequibles para la mayoría de los hogares. Entre 2019 y 2020, IKEA vendió 76 millones de bombillas LED a nivel mundial.
PE660381.jpg

En octubre de 2021, para lograr el compromiso de disminución de la temperatura global –hasta un 35% en comparación con los modelos anteriores y más asequibles –, IKEA presentó la colección de bombillas LED SOLHETTA – “calidez del sol” en sueco –, mismas que proporcionan luz uniforme, además de estar disponibles en diferentes formas y tamaños, permitiendo que encajen en variados artefactos de iluminación y usando un 65% menos de energía que las tradicionales.

Crear un mejor día a día, empieza con una bocanada de aire fresco por la mañana y agua limpia; la calidad del aire hoy en día es primordial, por ello los purificadores de aire cuentan con la certificación AHAM. Esto significa que todos los purificadores de IKEA han superado rigurosas pruebas que garantizan la eliminación de alérgenos dañinos como el humo del tabaco, el polvo o el polen.

Los grifos y mezcladoras IKEA son parte del esquema de Estándares y Etiquetado de Eficiencia hídrica “WELS”, sistema que por medio de estrellas, mide la mayor eficiencia en la relación de cantidad de litros por minuto, que sea libre metales nocivos y mecanismos duraderos.

Estos son algunos ejemplos de las acciones e iniciativas implementadas por IKEA, tanto de manera interna como con sus clientes, para inspirar e impulsar a llevar un estilo de vida más sano y sostenible, dentro de los límites del planeta.

IKEA tiene una serie de lineamientos y estándares llamados IWAY (la manera en que lo hacemos), que ayudan a tener una colaboración basada en los principios internacionales, los cuales velan por la legalidad, transparencia, derechos y salud laboral, protección de la infancia, vida animal decente y por supuesto cuidar de los recursos naturales.

Las bases de estos principios son las siguientes: 

  1. Los principios IWAY se apoyan en rutinas efectivas y diálogo abierto.
  2. El negocio se realiza de manera legal y con integridad.
  3. Se protege a los niños y se promueven las oportunidades de aprender y la vida familiar.
  4. Se respetan los derechos laborales fundamentales
  5. Los trabajadores tienen tiempo de descanso, se les paga de manera responsable y se les dan oportunidades de desarrollar habilidades.
  6. Se protege la salud y seguridad del trabajador.
  7. Las condiciones de trabajo y de vida son adecuadas.
  8. Se protege al planeta.
  9. Los recursos, incluyendo el agua y los desechos, se manejan de manera sostenible y circular.
  10. Los animales disfrutan de vidas decentes.

Asimismo, los principios obedecen a requisitos IWAY que se clasifican así:

  • Deber: Requisitos que se deben cumplir en todo momento mientras se trabaja con un proveedor.
  • Básico: Requisitos que se deben cumplir en un plazo de 12 meses a partir de la primera entrega o primer servicio.
  • Avanzado: Requisitos que van más allá del cumplimiento mínimo y que definen pasos adicionales para prácticas más sostenibles. Pueden o no aplicar, dependiendo de las prioridades establecidas por la organización IKEA correspondiente.
  • Excelente: Requisitos que van más allá del cumplimiento mínimo y que definen pasos adicionales para prácticas más sostenibles. Pueden o no aplicar, dependiendo de las prioridades establecidas por la organización IKEA correspondiente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *