jue. Feb 22nd, 2024

Innovando la educación y educando para innovar


A medida que los robots, la automatización y la inteligencia artificial realizan más tareas y hay una disrupción de los trabajos, se creará una gama más amplia de programas de educación y desarrollo de habilidades para satisfacer las nuevas demandas. Hoy surge una pregunta trascendental: ¿podrán los trabajadores bien preparados mantenerse al día en la carrera con las herramientas de IA?

A medida que las empresas se adaptan a un mundo en constante cambio, tienen que implementar nuevas tecnologías. Pero al implementar una nueva tecnología, es imperativo que la gerencia se dé cuenta de lo que se requiere para que el personal use la tecnología de manera efectiva.

La brecha de habilidades es el mayor inhibidor para la adopción de nuevas tecnologías. El mundo ha cambiado más rápidamente de lo que esperábamos y existe una gran brecha entre la oferta y la demanda. Las tecnologías analíticas, IoT y basadas en IA ya se están enfrentando a una revolución. No se trata solo de habilidades, sino que las organizaciones deben impulsar el cambio cultural para hacer frente a la situación.

Un colaborador bien informado y entrenado resultará más productivo que el que no lo es. Es imperativo comprender los conceptos básicos y descifrar la funcionalidad de la empresa/producto/servicio en el que se trabaja. Si la idea es obtener mejores resultados cada vez, la capacitación de los empleados es la clave principal.

Muchas organizaciones centradas en los empleados han reconocido debidamente la importancia de la capacitación y han implementado con éxito soluciones inteligentes personalizadas para mejorar la eficacia de los colaboradores, lo que impacta en los indicadores clave de desempeño comercial.

La capacitación es la clave del éxito para cualquier organización, pero no puede ser el objetivo. Como industria, todos deben mirar y reconocer por qué están capacitando a los usuarios, ya sea en nuevos procesos de software, hardware o negocios. Eso puede sonar obvio, pero con demasiada frecuencia el entrenamiento parece ser aleatorio en lugar de estratégico.

Las empresas en México y Latinoamérica con visión de futuro deben hacer de la educación un componente central de lo que hacen, en lugar de solo un complemento. La capacitación no se trata solo de educar a las personas y hacer que se desempeñen mejor. Se trata de construir una viabilidad a largo plazo que trascienda a cualquier empleado o incluso a cualquier grupo.

Para que las organizaciones tengan éxito, el enfoque debe estar en crear el ecosistema completo de aprendizaje/capacitación, incluidos los temas enfocados en la industria y las habilidades asociadas necesarias, la capacidad de proporcionar entornos seguros para practicar y aprovechar la gestión del conocimiento empresarial para ayudar a los empleados a prepararse para las habilidades emergentes de manera efectiva

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *